7/07/2014

Lo que la vida me ha enseñado. Grace Rojas.



Desde muy joven accidentalmente recibí una bala que casi me arrebató la vida, meses en el hospital y eso marcó para siempre mi vida, nunca más volví a ser la misma, tomé decisiones que me hicieron madurar y convertirme instantáneamente en una mujer hecha y derecha a los diez y seis años. Me fui pronto de la casa materna, me casé y me fui de Caracas a los Andes venezolanos, años maravillosos donde nacieron mis hijos, José Antonio y Jennifer. Viví los años dorados de una Venezuela donde se decía que Caracas era la capital del Cielo. Me divorcié y dejé en Venezuela todas mis querencias, vine a vivir en Estados Unidos hace ya quince años con mi mamá y una hermana, pasé  dos años de culpa y depresión hasta que un día decidí que tenía que hacer algo al respecto, comencé a sentirme por primera vez en mi vida, comencé a interesarme en saber quién era yo, a observarme y descubrir para que había venido al planeta, comencé a buscar afuera lo que necesitaba; aparecieron Maestros espirituales, entré en grupos de meditación, cursos de sanación, muchos libros, regresiones, mas cursos, yoga, viajes espirituales, sigo aprendiendo porque el gusto de aprender durará toda la vida, solo que ahora observo y busco una respuesta en mí interior, ahora soy consciente de mi potencial como ser único e irrepetible. Ahora sé que el único propósito que tengo en la vida es ser feliz.
 La vida me ha enseñado que los hijos aunque vienen a través de ti no te pertenecen porque los entregas a la vida el mismo día que comienzan en la escuela, la vida me ha enseñado que  el  camino está lleno de seres que son los mensajeros del Universo para ayudarme a cumplir con la promesa que me hice a mi misma, la vida me ha enseñado que todo cambia, nada está escrito en piedra que soy un ser en transformación y puedo cambiar de manera de pensar y ver las cosas, la vida me ha enseñado que todas las experiencias "trágicas" traen consigo una gran bendición, la vida me ha enseñado que todo lo que me molesta en el otro es un reflejo de todo lo que tengo que trabajar en mí. Que la felicidad son los momentos mágicos que ocurren cuando estás presente. La vida me ha enseñado que no puedo dar nada de lo cual no estoy llena, solamente amándome, respetandome y siendo tolerante y amorosa conmigo misma puedo hacerlo con otros, la vida me ha enseñado que los amigos son la familia del alma, la vida me ha enseñado que Renzo es un gran Maestro para mí y juntos compartimos el viaje, la vida me ha enseñado que la única persona que vino aquí para hacerme feliz soy yo, que puedo compartir mi felicidad pero yo soy responsable de sentirme feliz conmigo misma hasta el último de mis días. la vida me ha enseñado ha ponerme en los zapatos de los demás y no juzgarlos, porque el hecho de no experimentar ciertas cosas en esta existencia no significa que no las haya experimentado en otras vidas, la vida me ha enseñado que es muy importante amar y abrazar todas las experiencias vividas. La vida me ha enseñado que puedo darme permiso al decir NO a algo que no resuene en mi corazón, la vida me ha enseñado que puedo dejar ir relaciones, personas de mi vida y no sentirme culpable por ello. La vida me ha enseñado que puedo equivocarme y rectificar las veces que sea necesario, caerme y levantarme sabiendo que me puedo sentir mal un momento pero no debo quedarme allí. La vida me ha enseñado que se puede amar de nuevo con mayor intensidad. La vida me está enseñando que es posible ser feliz aún cuando parte de mis anhelos aún no se han cumplido porque puedo agradecer a Dios, a la vida,  al Universo porque estoy viva, y mientras viva hay esperanza de cumplir  todos mis sueños.
Grace (Gracia) Rojas.
Asesora de EFT
www.eftmundo.com
eftmundo@ gmail.com

Gracias infinitas por estar aquí, puedes compartir esta información respetando la fuente de información.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.

Follow by Email